Alejandra Solano: “Hay que sentir compasión por los enfermos”

Para Alejandra Solano Redondo, vecina de Cartago y miembro de la iglesia Visión de Multitudes, haber entregado su vida a Jesús, es lo mejor que le ha pasado.

No obstante, según su opinión, para involucrarse en el área de visitar enfermos, la persona tiene que sentir compasión por ellos, así como Jesús la tuvo por aquellos que le seguían y estaban con hambre.

“Sin compasión no es posible ir a los hospitales, ese es el elemento más importante en este ministerio, de ahí en adelante todo puede ocurrir, desde sanidades, hasta milagros y por supuesto conversiones, porque el Señor ve el corazón nuestro y examina las intenciones de lo que nos mueve a servirle, entonces es cuando viene su respaldo y su unción”, advierte doña Alejandra.

Ella tiene ya 13 años de haber entregado su vida a Jesús y llegó a “sus pies”, cuando tuvo una niña especial. Fue cuando en medio de sus necesidades y angustias de lidiar con una hija con necesidades diferentes, alguien en la Escuela de Enseñanza Especial, le habló de Jesucristo y desde entonces testifica, que las cargas se le han hecho más livianas.